Si te diagnosticaron un quiste o fibroma… ¡Bebe este remedio natural, y verás!

Al escuchar el diagnóstico de «Fibroma uterino», las mujeres tienden a entrar en pánico, y lo asocian de inmediato con un tumor y una operación quirúrgica… Pues no, si bien se trata de una enfermedad bastante desagradable, mas no es un cáncer.

Esta neoplasia benigna surge del crecimiento espontáneo del tejido muscular del útero, debido al desequilibrio hormonal, el estrés, la inflamación o un aborto…

Nuestra protagonista de hoy es Vasilina Stevic, una dama de 56 años, para quien la noticia de padecer tales fibromas uterinos resultó un shock bastante grave. Ella sabía que detrás de su diagnóstico vendría la indicación de una operación en un futuro cercano, pero decidió intentar un remedio casero, preparado de acuerdo con una prescripción popular de larga data.

Tratamiento del mioma por remedios caseros

De hecho, la medicina tradicional puede ayudar incluso en las formas graves de la enfermedad. Se trata de un remedio basado en aloe y miel, del que la mujer tomó una cucharada tres veces al día, durante un mes. ¡Cuál fue la sorpresa de su médico cuando el ultrasonido no reveló ningún tumor!

Recientemente nos topamos con la receta usada por esta mujer, y hoy queremos compartirla contigo. Solo ten en cuenta que la planta de aloe debe haber alcanzado la edad de 3 años, para un tratamiento efectivo, y que debes dejar de regarla 5 días antes de cortar las hojas.

Ingredientes

  • 1 cucharada de pulpa de Aloe vera
  • 200 g de miel
  • 400 ml de kagor (vino tinto)

Preparacion

  1. Raspa la pulpa de la hoja de aloe y mézclala con la miel, revuelve el kagor y mezcla todo a fondo.
  2. Coloca el producto en un recipiente que se pueda cerrar, y guárdalo en el refrigerador.
  3. La pulpa de aloe contiene 200 ingredientes activos, tales como vitaminas, aminoácidos, minerales, ácidos grasos y enzimas. ¡No existe un órgano en el cuerpo humano que no pueda ser curado por esta planta!

Recuerda que la mejor manera de prevenir el desarrollo de la enfermedad, así como identificarla en una etapa temprana, es un examen anual con tu ginecólogo. ¡Cuida tu salud y no olvides visitar a un especialista!

Comparte el artículo con tus amigos. ¡Esta receta es realmente buena para tu salud!

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.